aceite de almendras dulces

Aceite de almendras dulces

El aceite de almendras dulces es hidratante, emoliente y calmante. Para que tenga todas estas propiedades, es necesario que se haya mediante prensado en frío. Sólo los aceites obtenidos mediante procedimientos mecánicos son los adecuados para la piel y las mucosas. Se suele utilizar como un potente emoliente en casos donde existan afecciones cutáneas inflamatorias o para pieles sensibles con problemas de sequedad. Es relajante, alivia la irritación, calma el picor y ablanda las partes inflamadas disminuyendo el dolor.